Irresistible no poner una Lantana camara en tu terraza o jardín, ya que es una de las plantas con flores multicolores más floríferas para disfrutar a pleno sol.

La Lantana camara la podemos disfrutar como una de las plantas de jardín mediterráneo, brillante, amante del sol y que engalanará cualquier paisaje con una producción abundante, durante un gran período de tiempo con flores en porciones de colores. Recomendamos plantarla en grupos monovarietales, para que la mancha de color floral sea mucho más espectacular y llamativa.

Popularmente se la conoce como ‘Banderita española’ ‘Camará’, ‘Lantana‘, ‘Ou i tomaca’, ‘Confite’, ‘Frutillo’, ‘Flor de duende’, ‘Flor de sangre’, ‘Tres colores’, ‘Yerba de cristo’, ‘Cariaquito’… su floración es muy espectacular, comenzando en España a principios de primavera y prolongándose hasta bien entrado el otoño.

En el arco mediterráneo europeo, la Lantana camara se ha popularizado como planta arbustiva de jardín de flor por su rusticidad. Recordemos que dentro de este género hay muchas especies como son: la Lantana aculeata, Lantana alba Mill, Lantana armata, Lantana bamara,  Lantana depressa, Lantana glutinosa, Lantana involucrata, Lantana moritziana, Lantana sellowiana, Lantana trifolia, Lantana urticifolia…, aunque son la Lantana montevidensis y la Lantana camara las más populares en nuestros jardines.

Lantana camara bicolor

Inicialmente, las variedades de Lantana camara más tradicionales eran bicolores en amarillo – naranja, tornándose más o menos rojas al madurar, de ahí lo de ‘banderita española‘, uno de sus nombres populares más extendidos. Pero hoy en día en el mercado encontramos variedades de color predominante blancas, amarillas, rosas, azules, rojo intenso, etc. y bicolores armoniosos entre estos mismos colores. Todas estas flores mantienen su tendencia a variar su color durante el proceso de envejecimiento.

También hay que saber que la intensidad de floración, la producción o no de fruto, la velocidad de crecimiento de la planta, la vellosidad en sus ramas, las variaciones en la forma de sus hojas, etc. distinguen también además del color de sus flores, las distintas variedades de Lantana camara.

El origen de la Lantana camara

Su nombre científico es Lantana camara y pertenece a la familia Verbenaceas, siendo originaria de América tropical, aunque la encontramos también en Brasil, Uruguay y nordeste de Argentina.

Es muy utilizada en jardines, medianas de autopista, setos, muretes, límites de fincas, rocallas… y las razones son varias: resiste el calor sofocante, la posibilidad de emplazarla en entornos costeros sin problemas de salinidad del suelo o de ambiente y apenas le afectan enfermedades o plagas.

Lantana camara rosa-amarillo

¿Cómo es la Lantana camara?

La Lantana camara tiene un porte arbustivo muy ramificado. Es de crecimiento muy rápido alcanzando alturas superiores al metro.

El follaje es fragante, siendo sus hojas caducifolias, simples, opuestas, pecioladas, de borde algo dentado y de aspecto áspero y rugoso en el haz.

La espectacular floración en umbela con pequeñas flores comienza a principios de primavera hasta bien entrado el otoño. Sus flores las encontramos en colores puros como el amarillo, rojo, blanco, rosa y azul y bicolores armoniosos entre estos mismos colores.

El fruto de la Lantana camara es de un color verde intenso que se torna negro brillante en su madurez en forma de drupa esférica, centrándose su fructificación con mayor intensidad durante las estaciones de verano y otoño.

Flor y fruto en Lantana camara

Cuidados de la Lantana camara

La Lantana camara, es una planta recomendada para el verano a pleno sol, pudiéndola tener en balcones, terrazas y como no… en el jardín, siempre en las zonas más soleadas. Es una planta muy rústica sin apenas necesidad de cuidados.

Resiste muy bien en los ambientes costeros. El suelo, aunque es poco exigente debe tener buen drenaje y si es ligeramente ácido será ideal. Y aunque su capacidad para soportar todo tipo de suelos, nos puede hacer pensar que no necesita abonado, siempre se desarrollará mejor y nos dará mejor floración si se le aporta un fertilizante líquido cada dos semanas durante el período de crecimiento activo.

El riego será moderado, pecando más por defecto que por exceso.

La poda de la Lantana camara se realiza bajo dos esquemas muy distintos: la poda de formación y mantenimiento, y la poda de rejuvenecimiento:

  • La poda de formación y mantenimiento la haremos como si de un seto se tratara, en cualquier época del año y cuando se considere necesario para mantener la planta dentro de las dimensiones y forma deseada. En esta poda recortaremos las ramas necesarias en el momento en el que se precise. La Lantana camara brotará de inmediato compactando aún más su masa foliar.
  • La poda de rejuvenecimiento la realizaremos una vez al año durante el reposo vegetativo invernal. La Lantana camara pierde sus hojas durante el invierno en el hemisferio norte y es entonces cuando se procede a realizar una fuerte poda rebajándola notablemente.

En cuanto a la reproducción de la Lantana camara se realiza por semillas o esquejes.

Lantana camara amarillo-blanco

Plagas o enfermedades de la Lantana camara

Pocas plagas y enfermedades la atacan. Aun así, al estar al exterior con las plantas colindantes puede sufrir invasiones, por lo que hay que estar atentos para controlarlas de inmediato con los productos adecuados.

Respecto a las posibles enfermedades están la roya (una serie de pústulas naranja sobre sus hojas); la negrilla (aparece sobre la melaza que producen las cochinillas y los pulgones); y la alternaria (manchas redondeadas de color marrón sobre las hojas).

En cuanto a plagas, las más frecuentes son la mosca blanca, los pulgones y las cochinillas. Estas suelen aparecer desde primavera hasta bien entrado el otoño y se combaten con insecticidas sistémicos. También en pleno verano puede presentarse la araña roja que se combate con acaricidas.