Plantas aromáticas

Plantas aromáticas

Las plantas aromáticas se caracterizan por contener sustancias y/o aceites esenciales que generan aromas, por lo que suelen utilizarse en la elaboración de perfumes, licores, etc. Algunas de ellas también son condimentarias, haciéndolas imprescindibles en la cocina, como es el caso del tomillo, la albahaca, el romero, etc.

Son fáciles de cultivar en maceta o directamente en el jardín. Y si las dejamos secar, podemos elaborar bolsitas aromáticas con las que disfrutar de su fragancia en el hogar.

R

Encontrará las plantas MaQu en los mejores Centros de Jardinería

Helichrysum thianschanicum

Seguro que Curry te suena a condimento, a especia de la gastronomía hindú, pero nada tiene que ver con la planta, salvo su inconfundible aroma.

Albahaca

Icono de la cocina italiana, la Albahaca es una aromática de las más populares del mundo. Su inconfundible aroma embriaga con sólo rozar las hojas.

Rosmarinus officinalis

El romero, llamado así de forma popular, es el arbusto estrella tanto en nuestra cocina como en nuestra jardinería mediterránea.

Satureja hortensis

En los jardines de hierbas aromáticas siempre está presente, así como en maceta en muchos alfeizares de las cocinas y terrazas

Mentha pulegium

Es de las plantas aromáticas más populares, conocida desde hace siglos por su agradable e intenso aroma y por sus propiedades.

Lavandula dentata

Es una de las plantas aromáticas más apreciadas para el jardín, con la que podemos crear borduras, setos bajos y bellos macizos florales.